Caso Vicentin: se fija plazo para sustentar el pedido de intervención judicial especial

Se conceden 3 días para que la Inspección General de Personas Jurídicas sustente su pedido de intervención especial

Imagen del articulo

El juez concursal de la sociedad Vicentin, en los autos caratulados “Inspección General de Personas Jurídicas de la Provincia de Santa Fe c/ Vicentin SAIC s/intervención de la administración”, en una resolución dictada el 24 de junio tiene por iniciado el incidente de intervención de la administración de la sociedad Vicentin y concede a la Inspección General de Personas Jurídicas de la Provincia de Santa Fe (IGPJ) 3 días para que acompañe y ofrezca prueba que sustente el pedido de intervención especial que solicita.

Para así decidir, se dijo que la figura genérica de la intervención judicial en la LGS (arts. 113 y 114) es una medida cautelar, dado que presupone una acción principal de remoción y la existencia de un peligro por las acciones u omisiones de los directores, pero en el caso en cuestión la sociedad no se encuentra sin vigilancia, pues cuenta con una sindicatura plural que se encuentra desarrollando sus actividades de control y vigilancia y que, asimismo, se dispuso que los interventores designados por el Poder Ejecutivo Nacional continúen efectuando las tareas de veedores controladores con funciones de seguimiento amplio, efectivo y directo de la administración.

Por último, se destacó que la sociedad concursada tiene la administración vigilada por la sindicatura, con control especial del Poder Ejecutivo Nacional y con control de legalidad de la IGPJ, por lo que si los administradores naturales realizaran actos perjudiciales para la sociedad, estos deberían ser advertidos por al menos uno del conjunto de controladores con los que cuenta la sociedad en la actualidad.

Cabe destacar que, al momento de darle carácter incidental al proceso,  el juez fundamenta su decisión citando un libro de nuestro sello editorial “Ley general de sociedades comentada” Perciavalle Marcelo L.  3° edición ERREIUStambién disponible en ebook.

Fuente Erreius