LEGISLACION

Protocolo General para el Ingreso y Egreso de Internos en Establecimientos Penitenciarios

DISPOSICIÓN 15/2018

Protocolo General para el Ingreso y Egreso de Internos en Establecimientos Penitenciarios

 

VISTO:

La Ley N° 24.660 de Ejecución de la Pena Privativa de la Libertad y sus modificatorias, la Ley N° 3.523 de Seguridad Pública, el Decreto N° 990 de fecha 25 de octubre de 2018 y el Expediente MG Nº 507.185/2018 del registro del MINISTERIO DE GOBIERNO y;

CONSIDERANDO:

Que la Ley N° 24.660 es la normativa de fondo que regula todo lo concerniente a la ejecución de la pena privativa de libertad, en todas sus modalidades, teniendo por finalidad lograr que el condenado adquiera la capacidad de respetar y comprender la ley, así como también la gravedad de sus actos y de la sanción impuesta, procurando su adecuada reinserción social, promoviendo la comprensión y el apoyo de la sociedad, que será parte de la rehabilitación mediante el control directo e indirecto.

Que la Ley N° 3.523 establece nuevas bases jurídicas e institucionales fundamentales del SISTEMA DE SEGURIDAD PÚBLICA de la PROVINCIA DE SANTA CRUZ en lo referente a su composición, misión, función, organización, dirección, coordinación y funcionamiento, así como las bases jurídicas e institucionales para la formulación, implementación y control de las políticas y estrategias de seguridad.

Que el artículo 87° de la citada Ley crea el SERVICIO PENITENCIARIO PROVINCIAL como una fuerza de seguridad de la PROVINCIA DE SANTA CRUZ destinada a la custodia y guarda de los procesados y a la ejecución de las sanciones penales privativas de la libertad.

Que asimismo el artículo 107° del mismo cuerpo normativo especifica que esa normativa cumple con los principios de la Ley N° 24.660 y que su reglamentación deberá aju starse a esos contenidos.

Que por conducto del Decreto N° 990/18 se aprueba la reglamentación del SERVICIO PENITENCIARIO PROVINCIAL facultando a esta Subsecretaría al dictado de normas aclaratorias, complementarias y operativas para la puesta en funcionamiento de la mentada fuerza de seguridad.

Que por Decreto PEN N° 396/99 y su modificatoria efectuada mediante Decreto PEN N° 1.139/00 se reglamentan las Secciones Primera - Progresividad del Régimen Penitenciario y la Sección Segunda - Programa de Prelibertad del CAPÍTULO II y disposiciones vinculadas de la Ley N° 24.660

Que asimismo el artículo 11° de la Ley N° 24.660 establece “esta ley es aplicable a los procesados a condición de que sus normas no contradigan el principio de inocencia y resulten más favorables y útiles para resguardar su personalidad. Las cuestiones que pudieran suscitarse serán resueltas por el juez competente”.

Que mediante Decreto PEN N° 303/96 y su modificatoria efectuada mediante Decreto PEN N° 1.464/07 se reglamenta el REGLAMENTO GENERAL DE PROCESADOS.

Que los alcances impuestos mediante las regulaciones precedentemente citadas son aplicables bajo la órbita de la jurisdicción del SERVICIO PENITENCIARIO FEDERAL.

Que sin perjuicio de lo expuesto, las normas generales allí reguladas, constituyen una aproximación necesaria para la generación de procedimientos internos en la órbita jurisdiccional del SERVICIO PENITENCIARIO DE LA PROVINCIA DE SANTA CRUZ.

Que en este sentido a los efectos de propiciar alcances normativos homólogos de los existentes en el régimen federal resulta necesario adherir en todos sus términos a la reglamentación vigente sobre el REGLAMENTO DE LAS MODALIDADES BÁSICAS DE EJECUCIÓN y el REGLAMENTO GENERAL DE PROCESADOS con el objeto de ser aplicadas como normativa interna en la órbita jurisdiccional del SERVICIO PENITENCIARIO DE LA PROVINCIA DE SANTA CRUZ.

Que para una mejor aplicación de las regulaciones mencionadas, es propicio aprobar el PROTOCOLO GENERAL PARA EL INGRESO Y EGRESO DE INTERNOS EN LOS ESTABLECIMIENTOS DEL SERVICIO PENITENCIARIO DE LA PROVINCIA DE SANTA CRUZ que aseguren la dignidad y la concreción de los derechos tanto de las personas privadas de la libertad como de sus familiares, estableciendo las limitaciones que resulten estrictamente necesarias debido al régimen penitenciario.

Que la DIRECCIÓN GENERAL DE COORDINACIÓN DE ASUNTOS LEGALES Y DESPACHO de la SECRETARÍA DE ESTADO DE SEGURIDAD ha tomado la intervención de su competencia.

Que la presente medida se dicta en el marco de lo dispuesto por el artículo 228° de la Ley N° 24.660 y de conformidad a las facultades conferidas por el Decreto Nº 990/18.

Por ello;

EL SUBSECRETARIO DE PLANIFICACIÓN Y GESTIÓN DE SEGURIDAD CIUDADANA A/C DEL DESPACHO DE LA SUBSECRETARÍA DE ASUNTOS PENITENCIARIOS

DISPONE:

Art. 1 - ADHIÉRASE en todos sus términos a la reglamentación de la Sección Primera “Progresividad del Régimen Penitenciario” y la Sección Segunda “Programa de Prelibertad” del CAPÍTULO II y disposiciones vinculadas de la Ley N° 24.660 aprobado mediante Decreto PEN N° 396 de fecha 21 de abril de 1999 y su modificatoria efectuada mediante Decreto PEN N° 1.139 de fecha 30 de noviembre de 2000 en un todo de acuerdo a los considerandos vertidos en la presente Disposición.-

Art. 2 - ADHIÉRASE en todos sus términos al REGLAMENTO GENERAL DE PROCESADOS aprobado mediante Decreto PEN N° 303 de fecha 26 de marzo de 1996 y su modificatoria efectuada mediante Decreto PEN N° 1.464 de fecha 16 de octubre de 2007 en un todo de acuerdo a los considerandos vertidos en la presente Disposición.-

Art. 3 - APRUÉBASE el “PROTOCOLO GENERAL PARA EL INGRESO Y EGRESO DE INTERNOS EN LOS ESTABLECIMIENTOS DEL SERVICIO PENITENCIARIO DE LA PROVINCIA DE SANTA CRUZ” de conformidad a las especificaciones contenidas en la Planilla Anexo I que forma parte integrante de la presente Disposición.-

Art. 4 - IMPLEMÉNTASE la medida dispuesta por el artículo precedente en todos los Establecimientos Penitenciarios que alojen procesados y condenados dependientes del SERVICIO PENITENCIARIO PROVINCIAL debiéndose cumplir estrictamente los procedimientos administrativos fijados.-

Art. 5 - COMUNÍCASE -para su circulación- al TRIBUNAL SUPERIOR DE JUSTICIA, a la CÁMARA EN LO CRIMINAL DE LA PRIMERA CIRCUNSCRIPCIÓN JUDICIAL, a la CÁMARA EN LO CRIMINAL DE LA SEGUNDA CIRCUNSCRIPCIÓN JUDICIAL, a la DEFENSORÍA GENERAL ante el TRIBUNAL SUPERIOR DE JUSTICIA y a los Juzgados de Instrucción de la Ciudad Capital e Interior Provincial.

Art. 6 - De forma.

 

PLANILLA ANEXO I AL ARTÍCULO 3°

PROTOCOLO GENERAL PARA EL INGRESO Y EGRESO DE INTERNOS EN LOS ESTABLECIMIENTOS DEL SERVICIO PENITENCIARIO DE LA PROVINCIA DE SANTA CRUZ

Art. 1 - Para que una persona que fuera condenada o se encuentre sometido a proceso penal ingrese a cualquier Establecimientos Penitenciario bajo la órbita del SERVICIO PENITENCIARIO DE LA PROVINCIA DE SANTA CRUZ se deberá contar con la autorización de la DIRECCIÓN DE ASUNTOS JUDICIALES dependiente de la DIRECCIÓN GENERAL DE ESTABLECIMIENTOS PENITENCIARIOS la cual deberá ser acompañada por:

a) Orden Judicial donde se consigne número de causa y el delito por el que fuera imputado o condenado;

b) Formulario de remisión de la autoridad competente con los datos filiatorios y las fichas dactiloscópicas para su identificación;

c) Se deberá dejar constancia del día y la hora en el que realiza su ingreso;

d) Informe Médico por el que se certifique su estado de salud general;

e) En las oportunidades de efectuarse trasladados interjurisdiccionales entre establecimientos penitenciarios de la Provincia, del Sistema Federal y otro Sistema Provincial se deberá acompañar con la documentación de antecedentes legales, médicos yo penitenciarios del establecimiento de origen.

Art. 2 - Adicionalmente a los requisitos enumerados por el artículo precedente, será norma general para el ingreso de condenados y/o procesados a cualquier Establecimiento Penitenciario bajo la órbita del SERVICIO PENITENCIARIO DE LA PROVINCIA DE SANTA CRUZ ser efectuado en días y horas hábiles.

A los fines del presente protocolo se considerará día y hora hábil a los días laborales comprendidos de lunes a viernes en el lapso comprendido de 8:00 a 14:00 horas.

Excepcionalmente y bajo fundada justificación el Director General de Establecimientos Penitenciarios o autoridad superior a él podrá habilitar días y horas inhábiles para el ingreso de detenidos.

En el caso de que el Establecimiento Penitenciario se encuentre en el límite de su capacidad de alojamiento será el Director Ejecutivo o el Subdirector Ejecutivo del SERVICIO PENITENCIARIO PROVINCIAL, en carácter de excepción y bajo fundada justificación, quienes podrán disponer el alojamiento de internos.

Art. 3 - Con los elementos señalados en el artículo 1° se iniciará o actualizará la confección del Legajo Personal del interno, cuyo modelo, confidencialidad y uso, reglamentará la autoridad penitenciaria superior.

El Legajo Personal de cada interno deberá consignar:

a) Filiación;

b) Situación legal;

c) Datos de salud;

d) Información de familiares;

e) Antecedentes educativos y laborales;

f) Nómina de las personas cuya visita desee recibir;

g) Antecedentes judiciales y criminológicos;

h) Toda documentación o dato posterior de interés para el caso.

Art. 4 - Se recibirán los documentos de identidad personales del interno, los que quedarán en depósito en el establecimiento para serle reintegrados, bajo constancia, a su egreso.

Si manifestare que se encuentran retenidos por la autoridad judicial o policial, se dejará constancia en acta y se procederá a su requerimiento.

Cuando se comprobare que el interno carece de ello, se procederá a su tramitación.

Art. 5 - A su ingreso o reingreso, el interno deberá ser examinado por un médico del establecimiento, para certificar su estado general y para dispensarle, si correspondiere, el tratamiento necesario. El facultativo dejará constancia en una historia clínica individual, cuyo modelo dispondrá la autoridad penitenciaria superior, del estado clínico del interno, así como de las lesiones o signos de deterioro físico o psíquico y de los síndromes etílicos o de ingesta de drogas, estupefacientes o cualquier otra sustancia tóxica susceptible de producir dependencia física o psíquica, si los presentare. Detectada alguna de las anomalías aludidas u otras que considere de importancia, el médico deberá informarlas inmediatamente al Director del Establecimiento, quien lo comunicará al Juez de la causa.

Art. 6 - El interno y sus pertenencias serán sometidos a requisa, para evitar el ingreso de objetos o sustancias no autorizados por razones de seguridad y de orden en el establecimiento. Dicho procedimiento deberá seguir los alcances establecidos por el REGLAMENTO GENERAL DE REGISTRO E INSPECCIÓN.

Art. 7 - Conforme la NÓMINA GENERAL DE ELEMENTOS PERMITIDOS, PROHIBIDOS Y RESTRINGIDOS PARA EL INGRESO EN LOS ESTABLECIMIENTOS DEL SERVICIO PENITENCIARIO DE LA PROVINCIA DE SANTA CRUZ, la Dirección del Establecimiento autorizará los elementos personales que podrá ingresar o retener el interno.

El dinero y otras pertenencias no dispuestos por el interno y que no hubiesen sido decomisados o destruidos por razones de higiene, le serán devueltos a su egreso.

De todo depósito, disposición o devolución se extenderán las correspondientes constancias o recibos.

Art. 8 - Cuando el interno ingrese o reingrese al Establecimiento Penitenciario con medicamentos en su poder o los reciba del exterior, el Director, conforme dictamen médico, decidirá el destino que se les dará.

Art. 9 - Se requerirá al interno el nombre, apellido, domicilio de sus familiares y de sus allegados, con quienes desee mantener comunicación. Se le permitirá comunicarse en forma inmediata con un familiar o allegado de conformidad a los extremos regulados en las NORMAS DE APLICACIÓN DEL REGLAMENTO DE COMUNICACIONES DE LOS INTERNOS EN EL ÁMBITO DEL SERVICIO PENITENCIARIO DE LA PROVINCIA DE SANTA CRUZ.

Art. 10 - A su ingreso y bajo constancia el interno recibirá explicación oral e información escrita acerca del régimen a que se encontrará sometido, las normas de conducta que deberá observar, el sistema disciplinario vigente, los medios autorizados para formular pedidos o presentar quejas, la posibilidad de solicitar su incorporación anticipada al régimen de ejecución de la pena en el caso de los procesados y de todo aquello que sea útil para conocer sus derechos y obligaciones. Si el interno fuere analfabeto, presentare discapacidad física o psíquica o no comprendiese el idioma castellano, esa información se le deberá suministrar por persona y medio idóneos.

Art. 11 - El interno podrá presentar peticiones y quejas al Director del Establecimiento y dirigirse sin censura a otra autoridad administrativa superior o al Juez de la causa.

La resolución que adopte el Director, deberá ser emitida, conforme la urgencia del caso en un lapso no mayor de CINCO (5) días hábiles, y notificada al interno.

Art. 12 - Finalizado el procedimiento del ingreso, para conformar grupos homogéneos y a fin de impedir la posible influencia negativa de unos internos sobre otros, se dispondrá su alojamiento teniendo en consideración sexo, edad, estado físico y mental, educación, antecedentes y naturaleza del delito que se le atribuye.

En consecuencia, se alojarán separadamente:

a) Los hombres de las mujeres, debiendo estas ocupar establecimientos o secciones independientes con organización y régimen propios;

b) Quienes presenten enfermedad o deficiencia física o mental u otros factores personales que no les permitan adaptarse al régimen normal del establecimiento;

c) Los drogadependientes que deban seguir un tratamiento asistencial específico.

Art. 13 - El ingreso del detenido al establecimiento penitenciario, se comunicará inmediatamente al Juez de la causa y a la DIRECCIÓN DE ASUNTOS JUDICIALES dependiente de la DIRECCIÓN GENERAL DE ESTABLECIMIENTOS PENITENCIARIOS, con indicación del número de Legajo Personal asignado.

En su caso, se incorporará la información a que se refiere el artículo 5° del presente Protocolo General.

Art. 14 - De conformidad a lo establecido por el artículo 3° inciso f), el interno deberá indicar nombre, apellido, domicilio y teléfono de su o sus abogados, como asimismo todo cambio posterior de defensor.

Art. 15 - Los abogados defensores y otros profesionales vinculados con el proceso, deberán acreditar su identidad y su condición de tales con la certificación extendida por el juzgado correspondiente.

Cuando el interno no hubiere aún designado defensor, se le autorizarán hasta dos entrevistas previas con el o los abogados que indicare.

Art. 16 - En todos los casos, el personal penitenciario dispensará al abogado en el ejercicio de su profesión, la consideración y respeto debidos a los magistrados, según lo dispone el artículo 5° de la Ley Nº 23.187.

Art. 17 - Toda salida o egreso definitivo del interno deberá ser dispuesto por el Juez de la causa y comunicado de inmediato a la DIRECCIÓN DE ASUNTOS JUDICIALES dependiente de la DIRECCIÓN GENERAL DE ESTABLECIMIENTOS PENITENCIARIOS.

Art. 18 - La inobservancia o incumplimiento de las normas generales contenidas en el presente protocolo será motivo de sustanciación de actuaciones administrativas disciplinarias para el personal penitenciario.

Quedando bajo exclusiva responsabilidad del Director del Establecimiento el cumplimiento de las mismas, como así también, las condiciones en que el interno haya ingresado al establecimiento.

 

 

Cita digital: